top of page

Las inundaciones mortales que azotan a Brasil



Dos días de fuertes precipitaciones se dejaron caer en una extensa franja de ciudades en la costa atlántica Río de Janeiro, estado del sureste de Brasil, y que se suma a la devastadora racha de tormentas en el país que se agrava por el cambio climático.


Tormentas que, ante el calentamiento progresivo de la atmósfera, que retiene más agua que de costumbre, permite aumentar tanto el riesgo como la intensidad de las inundaciones por lluvias que se vuelven extremas. En este sentido, el sábado 2 abril se registraron intensan precipitaciones que, en la ciudad de Angra dos Reis, cayeron 655mm de agua en solo 48 horas.





Evento que se da solo seis semanas después de que otras inundaciones repentinas y deslizamientos de tierra, mataran a 233 personas en Petrópolis, también en el estado de Rio de Janeiro.

Estos eventos meteorológicos que, si bien corresponden a la temporada de lluvias en Brasil, se ven aumentados principalmente por el fenómeno de La Niña, que corresponde al enfriamiento cíclico del Océano Pacífico pero, también por el impacto del cambio climático.





Aguaceros que se suman a los registrados en enero, en donde las lluvias torrenciales provocaron inundaciones y deslizamientos de tierra que mataron al menos a 28 personas en el sureste de Brasil, principalmente en el estado de Sao Paulo, que se suman a las que se produjeron en el estado nororiental de Bahía, donde 24 personas murieron en diciembre.

Las precipitaciones del día sábado, además de provocar inundaciones y deslizamientos de tierra, dejó al menos nueve muertos, entre que se cuentan siete niños, y nueve desaparecidos. Junto a ello, setenta y una familias se vieron obligadas a abandonar sus hogares.

Lluvias récord de la noche del viernes, que convirtieron en ríos las calles de varias ciudades y provocaron deslaves. Emergencias que, si bien son frecuentes en la temporada de lluvias, especialmente en las comunidades pobres de las laderas, son una muestra de las consecuencias del cambio climático y el aumento de las temperaturas que ya se pueden sentir en distintas partes del mundo.








Imágenes de Infobae, El País, La Voz y Europa Press.

Comentarios


bottom of page